Volver a conectar con el trabajo tras las vacaciones resulta ser un propósito no siempre sencillo para la mayoría de trabajadores. Julio y agosto son, por excelencia, los meses favoritos para descansar y desconectar de la rutina.

Quince meses después del comienzo de la pandemia, muchas empresas se siguen enfrentando al dilema de si el teletrabajo ha llegado o no para quedarse.

Los viajes “sólo para adultos” viven en estos momentos su época dorada.

Durante más de un año, la pandemia ha restringido la capacidad de movimiento en todo el mundo, forzando a las personas a optar en la mayoría de los casos por el turismo de cercanía para sus vacaciones y el descanso en verano en 2020.

Según datos de Weekendesk.es, Asturias y Murcia son de las regiones más baratas.

La mayoría de empleados, en la primera semana de septiembre, se reincorpora a su puesto de trabajo.

El gobierno ha aprobado un Decreto por el cual los trabajadores podrán coger vacaciones por días.