Faramax, empresa del año en la III Edición de los Premios Ejecutivos Extremadura

Faramax, empresa del año en la III Edición de los Premios Ejecutivos Extremadura

Farmacias

Faramax es una compañía dedicada principalmente a la fabricación de transformadores de potencia y reactores, así como del desarrollo de proyectos de compensación de reactiva con soluciones basadas en una tecnología única: los reactores magnéticamente controlados, también producidos por la compañía. El sector energético vive en la actualidad un momento de cambio profundo por lo que empresas como Faramax juegan un papel crucial en el desarrollo de proyectos de energía, sobre todo en las denominadas limpias, donde Extremadura se posiciona como una gran potencia. Un trabajo excelente que hoy encuentra su recompensa con el premio a la Empresa del Año en la III edición de los Premios Ejecutivos Extremadura.

El propietario de Faramax, Victor Cioban, siempre tuvo muy claro que, para lograr destacar en el sector, el Grupo Faramax debía contar con un centro de producción propio para el desarrollo de su tecnología. No dudó por ello en aprovechar la oportunidad de inversión que se le presentó en 2017 con la compra de las modernas instalaciones de ETESA (inaugurada en 2010 y con un cese de actividad productiva en 2015), ubicando de ese modo su sede en Malpartida de Plasencia.

Ha sido necesario el reacondicionamiento y adecuación de la fábrica para poder albergar también la fabricación de unos equipos únicos a nivel mundial: los Reactores Magnéticamente Controlados (MCSR). Este salto tecnológico permite además aumentar la fabricación de transformadores de hasta 500kV, un nivel de mayor exigencia y al alcance de pocos fabricantes.

Crecimiento

Desde 2017 Faramax ha tenido un crecimiento exponencial en su capacidad productiva; de forma paralela, en su cifra de negocio y, significativamente, en su número de empleados, llegando a triplicar la plantilla desde su año de creación, ayudando, además, con la inversión en la economía y en la empleabilidad de la zona.

El éxito se basa en tres pilares fundamentales: una tecnología fiable, un excelente equipo de trabajo, y la confianza de los clientes que ganan día a día con sus resultados.

Faramax cuenta con un equipo multidisciplinar que hace posible el desarrollo y realización de numerosas actividades permitiendo así ofrecer un producto óptimo. Apuesta por un modelo organizativo lineal “staff” basado en relaciones de consulta y asesoramiento por especialidades de área, donde interactúan integrantes con una amplia experiencia en perfecta sintonía con un equipo joven y dinámico, donde además confluyen diferentes culturas y experiencias que no hacen más que enriquecer la diversidad y exclusividad del resultado.

No menos importante es la confianza depositada por los clientes, tanto nacionales, para la fabricación de transformadores ubicados en proyectos de energías renovables (principalmente fotovoltaica y eólicas), como en redes de distribución, sin olvidar el apoyo de los internacionales, entre los que destaca Uzbekistán, donde se instalarán en 2021 hasta 7 unidades de 500kV producidas en Malpartida de Plasencia.

En la actualidad son cada vez más los clientes que confían en esta compañía para la producción de un equipo tan vital para el correcto funcionamiento de sus negocios energéticos como son los transformadores de potencia, que suponen el punto de salida de la totalidad de la energía eléctrica producida en un proyecto de energía renovables o puntos críticos de transmisión de dicha energía para hacer posible su transporte hasta los consumidores finales.

Esta confianza llega a raíz del enfoque basado en proyectos, donde cada transformador se trata de forma personalizada y buscando las mejores soluciones en base a las necesidades del cliente, aportando no solo un producto, sino un valor añadido desde la experiencia y el equipo humano que en la mayoría de los casos supone un diferencial con respecto a las soluciones habituales.

Uno de los mayores retos de Faramax es continuar con este crecimiento, que permita hacer frente a la variedad de oportunidades que presenta el sector, especialmente en España y Portugal. Además, conseguir posicionarse como el fabricante de referencia en la Península Ibérica con una amplia ventaja frente a sus competidores, siendo la principal opción en el sector de transformadores de potencia, así como consolidarse como referencia a nivel internacional por la producción de equipos de una tecnología exclusiva: los reactores magnéticamente controlados.
 

TwitterLinkedinFacebookEmail