El apoyo a la diversidad en las empresas

Por Ana Callol, Directora de Reputación Corporativa de Coca-Cola European Partners

Apostar por una cultura inclusiva abierta a la diversidad constituye uno de los grandes retos que debemos afrontar las empresas. Hemos de pasar de las palabras a los hechos y asumir un compromiso en todos los niveles y actividades de la empresa, que aseguren que se promueve y mantiene un ambiente abierto a la diversidad de talento, tanto visible (género, diferentes generaciones, diferentes culturas, capacidades diferentes…) como invisible (ideas, cultura, creencias…). Es importante que se refleje en el conjunto de la organización, convirtiéndolo en una parte más de la estrategia de negocio y de generación de empleo y que se apoye desde la dirección.

Coca-Cola es una marca para todos y como tal, es inclusiva: la Diversidad es una seña de identidad que está en nuestro ADN.

Entendemos la Diversidad en el más amplio sentido de la palabra. La visión únicamente de género nos parece incompleta ya que la diversidad es un concepto mucho más amplio, que debe reflejar variedad y riqueza. Apostamos por apoyar el talento garantizando que no existan barreras y trabajamos con Recursos Humanos para que se apliquen planes y medidas encaminados a esto.

La Diversidad interna es importante porque supone garantizar la innovación y compromiso de los profesionales y contar con el talento adecuado para cumplir con las exigencias de complejidad de nuestro negocio
Coca-Cola European Partners en Iberia tiene la peculiaridad de ser una compañía de reciente creación que ha nacido de la fusión de 8 compañías con culturas diferentes hace muy poco tiempo. Esto ha provocado que hayamos tenido que gestionar la diversidad desde el propio nacimiento de la empresa.
Durante este tiempo hemos apostado por una cultura de equipos diversos que integren esa diversidad al servicio de nuestros objetivos comunes.

Ahora siendo una empresa multinacional desde junio de 2016, la diversidad estará todavía más presente en nuestros equipos en su dimensión multicultural.

Además, la empresa está presidida por una mujer y algunos de sus puestos clave, como la vicepresidenta de Recursos Humanos o del área Legal son mujeres. El 28,5 por ciento de las mujeres ejecutivas senior, que reportan directamente al CEO, también lo son. Este compromiso con la inclusión también se ha reflejado en el que el 42,5 por ciento de los nuevos contratos en 2016 han sido realizados a mujeres.

Los datos anteriores no son fruto de la casualidad, son el producto de una estrategia consensuada en el seno de la organización a todos los niveles y un compromiso firme con la Diversidad. Esto supone, internamente, poner en marcha acciones y medidas que contribuyen a que, en nuestro negocio se actúe de manera responsable y respetuosa en estos ámbitos.

Pero la generación de oportunidades va más allá de nuestra propia organización. Externamente, una parte muy importante de la gestión de la Responsabilidad Corporativa de la empresa se está dedicando a diseñar e implementar programas que, desde un punto de vista social, contribuyan a la mejora de las comunidades en las que operamos, con una especial atención a la generación de oportunidades para colectivos que necesitan un apoyo adicional, como es el caso de los jóvenes o de las mujeres.

En este último sentido, Coca-Cola a nivel mundial adquirió en 2010 el compromiso 5by20 con ONU Mujeres. Un compromiso que consiste en la capacitación para el emprendimiento de 5 Millones de mujeres hasta el 2020. GIRA Mujeres, lanzado en Noviembre de 2016, es el proyecto que materializa ese compromiso en España. Se trata de un programa de formación presencial y online y mentoría dirigido a mujeres que deseen desarrollar una idea de negocio vinculada con el sector de la alimentación y bebidas.

El apoyo de Coca-Cola a la existencia de Diversidad forma parte de nuestra cultura empresarial, y promovemos la igualdad de oportunidades tanto dentro como fuera de la organización. Las empresas tenemos una responsabilidad social y también un rol importante a la hora de generar un cambio cultural y estamos convencidos de que sólo de esta manera seremos capaces de aprovechar las potencialidades que nos ayuden a crecer como organización y como sociedad.